RuralRD

Gente, Historias, Pueblos, Cosas, Dominicanos!

Archive for octubre 2009

Con los celulares en las manos

Mis compañeros de estudios, me decían que ellos también van a crear un blog tomando fotos con sus celulares, de cosas chéveres que vean, así hacemos un club social de cosas que captamos con el celular.




Casi casi estamos preparando el club social, para compartir vivencias y mostrar imágenes tomadas por celulares, sin marcas en específicas.

Es difícil que no utilicemos las cámaras de los celulares, porque siempre llevamos el celular en la mano.

Bueno, ya me voy imaginando lo que se podrá ver cuando se cree ese club social.

¿Quiénes entran?

24 Comments

Coldplay trouble

Cada quien tiene sus ritmos, sus canciones, el estado de ánimo, canciones que nos hace llorar, las que nos hace gritar, las que nos hace reír y recordar.


A.
``Deseo poco y lo poco que deseo lo deseo poco´´ Francisco de Asís.

Creo que nuestras edades tienen mucho que ver con lo que se escribe, todavía sigo diciendo que me falta mucho por Escribir. Si Dios lo permite. ¡!

Mi amigo Radhamés dice: ''A través de pequeños objetivos, se obtienen grandes resultados''. Pero, es si realizamos esos objetivos que se podrán tener, de lo contrario tó se quedará perdido.

13 Comments

Las travesías de Cecilio Antonio

Todos los que viajamos desde Cotui hacia la ciudad de La Vega vemos a este hombre en medio de la autopista como si fuera un vehículos de 4 ruedas: Cecilio Antonio, mejor conocido como ``El Mocho´´.


Cada día se traslada de pueblo en pueblo arriesgando la vida. Su vida ha sido una odisea, con su silla de ruedas, sin una pierna y sin un brazo, ha tenido que soportar grandes lluvias en el medio de calles, el fuerte sol ha quemado su cara. Confundiéndose con los vehículos, él arrastra su silla de rueda, de reversa mirando hacia atrás.


Diariamente recorre más de 30 kilómetros como si fuera un atleta profesional, tiene su pierna desarrollada por el gran esfuerzo sobrenatural que cada día realiza.

Pide dinero debido a su condición de vida. Contaba que después del grave accidente que sufrió cuando se encontraba trabajando en un camión de carga, su existencia tomó otro sentido. Le dijeron que perdería una pierna y un brazo, pocas personas le ofrecen apoyo, la soledad ha sido su amiga.


Los peligros son cosas que poco le importan porque tiene que sobrevivir de alguna forma…

Hoy me pregunto ¿Qué es lo que está pasando?

Tanto dinero en las calles y este señor con una sola pierna recorriendo kilómetros y kilómetros, existiendo personas que pueden cambiar esta vida.

``El mocho´´ ha ido a Santo Domingo desde La Vega, con su silla de rueda en mal estado, contaba que a veces le ha llegado la noche y se ha visto en situaciones terribles, hasta llegando a pensar que esas noches en el medio de luces que le daban en la misma cara sin dejarlo ver nada le llegaría la muerte.


Estas solamente son cosas que vemos en las calles, muchos las ignoran y otros lo toman como un objeto de burla y chiste.

Pero Cecilio, necesita un amigo para hablar, un amigo para orientarlo, un amigo para ayudarlo en su situación, y necesita vivir una vida tranquila, que ya no sufra más en el medio de la autopista que lo vio casi morir, que ya no corra tanto peligro, que sea alguien respetable, un hombre de ejemplo, un hombre al que debemos devolverle su dignidad.


¡Que pena me da!

Es increíble ver tantos vehículos en las calles que solo para moverse un kilometro gasten más de 800 pesos, que con 800 pesos dejaría Cecilio de ir arriesgarse la vida por lo menos 2 días.

¿En este país no se preocupan por esas personas?

Que rabia siento dentro, cuando veo estos hombres que ayer se dedicaron al trabajo duramente para ser alguien en la vida, y hoy tengan que seguir trabajando faltándoles una pierna y un brazo, haciendo ese esfuerzo sobrenatural.



Pero mi pregunta larga seria ¿ustedes creen que es posible que ``el mocho´´ perdiera su brazo y su pie en una autopista por trabajar y hoy se esté arriesgando la vida en las mismas autopista?

Pero que conciencia y sentido humano tenemos, que bien se siente pasarle por el lado al ``mocho´´ en esos grandes vehículos de millones, mientras el pobre arrastra su silla de ruedas con un pie, pasando la del diablo en medio de la autopista que casi le quita la vida.

Que rabia y vergüenza siento.

23 Comments

``El deja sordo´´

Nunca intentes pedirle una ``bola´´ a un carro como este.


``El deja sordo´´ solo tiene dos asientos, el del chofer y el del lado.



Entonces, una discoteca le queda chiquita.

18 Comments

Mis amigos de ``kaskada agua park´´ en Santiago

Los muchachos quieren compartir este video con todos nosotros, dedicarnos la canción para que les sonriamos a la vida.



Espero que lo disfruten
Todo con amor se puede.


Momentos en el trabajo.




Realizado por Elio Portes.

15 Comments

``Cima´´ y su café

Con su vieja coladora

``Cima´´ tiene su negocio en una esquina; su café más que rico es popular; todos los trabajadores de negocios cercanos no comienzan su labor sin comprarlo. Además de colar café con su vieja coladora, ella vende dulces en su paletera.



Me decía que tiene que levantarse todas las mañanas bien temprano para preparar la venta, vive en el mismo centro de la ciudad de Santiago. Desde hace muchos años prepara el café en el colador de tela, muchos de sus clientes aseguran que es el mejor café que pueden disfrutar. ``Cima´´ no cuela en ``Greca´´ porque que es muy peligroso según dice y en sus tiempos no se utilizaba esa modernidad.


“Cima”, cuenta como los tiempos cambian, dice que lo que ayer era un campo con calles de tierra hoy es una gran ciudad donde se han levantado grandes edificaciones; ha vivido todos los tiempos en ese lugar y de una forma u otra necesitaba ganarse la vida.

Las personas en su época colaban su café, pero hoy en la ciudad no muchos tienen tiempo.


Desde que me encontré a doña “Cima” con su coladora vieja, no aguanto un minuto para comprar su vasito de 5 pesos y la verdad que su café es bastante rico.



17 Comments

Swedish Greys - a WordPress theme from Nordic Themepark. Converted by LiteThemes.com.